25 abril, 2008

EL, el canalla (II)

0
No estoy presa por el desalmado de mi perro, no. Por cierto, es un tesoro, muy divertido, extrovertido y sociable, le quiero tanto como una medusa quiere la pierna de un bañista... si alguien le quiere, le pongo un lazito y se lo embolso.

Sé que muchas y muchos preferirían tenerme de arresto domiciliario en sus camas, que más quisiera yo ir saltando de cama en cama, pero esto va a quedar en una fruslería.

Para comenzar el día entonada me levanté vomitando, seguramente pensando en la cara de mi demandante, después desayuné consistente porque soy de las que si no comen bien se desmaya en una bajada de tensión y no era plan porque fue una mañana estelar.

Me tomé un lexatín, sí, me lo tomé... cuando me pongo nerviosa, que es cada mes bisiesto, tengo incontinencia verbal que me lleva a meterme en jardines que luego no sé salir de ellos. Iba con exceso de tranquilidad y relax total. Estuve comedida, precisa y sutilmente listilla.

El fiscal, en su rol, se dedicó a exagerar y así pidió una multa a esta Geisha de 360 euros por un perro encantador que mide 30 cm, más 200 euros, que paga el seguro, a la pequeñaja que le metió el dedo en el ojo a mi querido perro. El juicio queda visto para sentencia del señor juez para mañana. Juez que estaba sonriendo todo el rato no sé si debido a la idiotez del caso o porque funcionó mi cruce de piernas.

Doy gracias a que no me subí el kimono hasta el moño y a que no me desvanecí, al fin y al cabo una es delicada y está poco acostumbrada a salir extramuros de su okiya y su jardín.

Ya les contaré la sentencia, puede quedar todavía alguna posibilidad de arresto domiciliario, no se desanimen que todavía pueden verme saltando sobre sus camas.

3 comentarios:

Tieregarten dijo...

No lo puedo creer. Su perrito se va cada vez más encantador. Mándelo por correo y deshágase del problema (le digo como consejo). Y si debe respetar los turnos y protocolos por el tema del aresto... ok, es vuestra elección. No me venga con adiciones...
¿Qué le quieren cobrar? ¿50 euros cada 200 grs de perro?

Besos

Damisela I. dijo...

¿No hay tribunales en los que puedas hacer proceso contra el maldito dedo de la maldita niña en el ojo de tu bello perro?

Geisha dijo...

ah, sí, querida, él es encantador, si usted le viera en persona se lo llevaría a su casa en un instante.

Respetaré turnos, vayan haciendo los pedidos.

Damisela, bienvenida, la apelación de la sentencia va por ese camino cortar el dedo a la niña y dárselo a mi perro para que lo lleve de trofeo.

Ese cuadro suyo tiene toda la pinta de ser un Klimt.

Besos, chicas